viernes, 25 de septiembre de 2009

"Me hace sangrar la nariz... Ahora estamos con mascarillas"*

"No cuelgue", responden a Público desde el interior de la embajada de Brasil en Tegucigalpa. El objetivo era hablar con Rasel Tomé, dirigente del Frente de la Resistencia y refugiado en la sede brasileña en la capital hondureña junto al presidente Manuel Zelaya. Tomé confirma que no hay problema para entrevistar a Zelaya. Está a su lado, pero ahora el líder derrocado habla sin parar por su teléfono.

Durante más de media hora, la comunicación queda en espera. Sólo se escuchan ruidos y gritos. Mucho movimiento y cierto nerviosismo. Una voz a lo lejos parece ser la de Zelaya. Contesta cansado a unas preguntas. Surge de nuevo con nitidez la voz de Rasel Tomé, que pregunta a la periodista: "¿Sigue ahí?". "Sigo, sí". "Le paso en cuanto termine con una entrevista para Globovisión".

De repente, la comunicación se corta. Nueva llamada. Descuelga Tomé, pero esta vez con síntomas de aturdimiento. "Está pasando una cosa. Estamos mal de la garganta", dice. "Hemos recibido como un gas, me está haciendo sangrar la nariz. Ahora estamos con mascarillas". La voz que ahora se escucha en el interior de la embajada es pura queja. "Ahora hable con el doctor y le cuenta mejor", dice Rasel. Se pone alguien que habla sin presentarse.

"Tenemos compañeros que tienen sangrados nasales y rectales, otros tienen náuseas, vómitos", dice exaltado. "La conclusión es que se trata de un gas, pero no sabemos cuál es". El médico está angustiado. "Hacemos un llamado internacional para que la ONU mande a un toxicólogo", dice. "A ver qué antídoto podemos usar".

Zelaya se desvanece. Los responsables de la embajada lo han metido en una habitación para protegerlo. Como si hubiera un lugar seguro dentro de una sede que sigue asediada.

*Artículo para Público

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Análisis - Argentina está en emergencia ambiental por extensión de soja

La expansión de la soja en Argentina, que se da desde hace tres décadas con el aliento de Gobiernos y grandes conglomerados, ha provocado...