lunes, 5 de abril de 2010

Evo Morales también gana en las regiones*

Los resultados de las elecciones regionales celebradas el pasado domingo en Bolivia parecen ser un motivo de alegría para su presidente, Evo Morales, si bien la oposición ha celebrado el apoyo recibido en las regiones que hasta ahora han estado bajo su control.

Aunque la victoria de Morales no será en principio tan contundente como en las pasadas elecciones de diciembre, en las que salió reelegido como presidente del país con un 64,2% de los votos, los sondeos a pie de urna auguran que el gobernante Movimiento Al Socialismo (MAS) ha ganado en la mayor parte de los departamentos del país: Oruro, Potosí y Chuquisaca, La Paz y Cochabamba.

Morales se proclamó vencedor también en Pando, una de las regiones de la denominada “media luna” que tradicionalmente ha sido considerada un bastión de sus oponentes autonomistas.
La oposición en cambio ha reafirmado su poder en el resto de los departamentos que la configuran: Santa Cruz, Beni y Tarija.

Las encuestas además confirman el triunfo del MAS sólo en tres de las diez principales alcaldías del país. Una de las mayores decepciones para el oficialismo ha sido su derrota en La Paz, sede del poder ejecutivo y legislativo, que permanecerá en las manos del Movimiento sin Miedo (MSM), una fuerza política unida al MAS hasta diciembre del año pasado pero que en estas elecciones ha presentado sus propios candidatos.

Según las estimaciones preliminares, la capital constitucional del país, Sucre, tendrá también alcalde opositor. Según Morales, en cualquier caso el MAS ha pasado de tener 100 alcaldías a controlar unas 200.

Entre tanto la Corte Nacional Electoral (CNE) ha destacado la masiva participación ciudadana durante la jornada electoral, en la que fueron convocados a votar más de cinco millones de bolivianos. La Misión de Observadores Electorales de la Organización de Estados Americanos (MOE/OEA) subrayó también la tranquilidad del proceso.

Aunque reconoció que esperaba poder hacerse con más alcaldías, el jefe de Estado boliviano se ha mostrado satisfecho con los resultados de estas elecciones que configurarán por primera vez un Estado plurinacional autonómico tal y como establece la nueva Constitución, aprobada en enero de 2009.

Por primera vez en la historia del país, tendrán potestad para legislar tanto los municipios como las asambleas departamentales, entre las cuales hay 23 indígenas cuyas leyes y costumbres ancestrales serán respetadas. Además las gobernaciones tendrán sus propias administraciones autonómicas.

* Artículo aparecido el 06-04-2010 en el diario español Público.

No hay comentarios:

Publicar un comentario