martes, 17 de mayo de 2011

Jóvenes en España se rebelan ante la crisis

Será recordado como el 15-M. Desde el pasado domingo, decenas de miles de personas han salido a las calles para clamar por un cambio político y social. Nunca, hasta ahora, las protestas habían sido tan contundentes.

Grecia, Irlanda, Portugal, Francia e incluso Italia habían sido los únicos países en mostrar, hasta ahora, cierto descontento por una crisis que en Europa ha reducido el estado de bienestar a mínimos antes impensables. Salvo por una huelga general que pasó sin mayor pena ni gloria, España nunca había sido noticia por su oposición a los recortes que han colocado este país a la cola de la Unión Europea en cuanto a protección social se refiere.

Pero algo ha cambiado. Puede verse en los nombres de las organizaciones que han surgido para exigir un cambio en el sistema: Democracia Real Ya, Juventud Sin Futuro, Nolesvotes, Desempleados e Hipotecados. "Más educación y menos Policía". "Le llaman democracia y no lo es", "Madrid despierta, la calle está indignada" y "Esto es una dictadura, queremos una democracia", son algunas de las frases que se oyen en las protestas ininterrumpidas que llevan adelante los jóvenes desde el pasado domingo.

Todo comenzó aquel día, cuando Democracia Real Ya, una organización juvenil creada hace tres meses, organizó una protesta que en España será recordada a partir de ahora como el 15-M.

Aquella jornada terminó con 18 detenidos. Fue entonces cuando casi 200 jóvenes acamparon el lunes en la mítica puerta del Sol, centro de Madrid y uno de los puntos neurálgicos de la capital española. Durante la madrugada, fueron desalojados con violencia por las fuerzas policiales del Estado, aunque según la Delegación del Gobierno, los agentes no usaron nunca la fuerza. Una persona más fue detenida y un policía resultó herido levemente.

"A los policías les veíamos agresivos, así que el grupo se dispersó y nos arrinconaron en las calles aledañas durante una hora", contaba Juan Cobo, uno de los voceros de la acampada. "En un momento, los agentes se pusieron los cascos y las porras e intentaron cargar. Nos subieron a la plaza de Callao [centro] y nos volvieron a arrinconar allí. Entonces nos dijeron que saliéramos de allí de cinco en cinco o nos ponían una multa de 1.500 euros a cada uno. Es entonces cuando nos hemos dispersado".

Sin embargo, no fue por mucho tiempo. Este martes han convocado una nueva acampada a las 20, hora local (19h GMT), aunque la Policía tiene orden de impedirla. Pero Madrid no será el único foco de conflicto. Otras ciudades se han sumado a la iniciativa y las manifestaciones prometen redoblar su fuerza.

Detrás de estas plataformas no hay una ideología determinada, pero sí apuestan a romper con el bipartidismo Partido Popular (PP) - Partido Socialista Obrero Español (PSOE), que gobierna ininterrumpidamente desde 1982. "Somos la generación 'nini', pero de ni PP, ni PSOE", indicó Fabio Cortese, uno de los miembros de Juventud sin Futuro.

Esta agrupación tiene por objetivo terminar con la "partitocracia encabezada por las inamovibles siglas del PPSOE". A una semana de las elecciones locales, estos movimientos esperan movilizar el voto hacia una fuerza política que no sucumba a intereses económicos y financieros marcados desde arriba. "La democracia parte del pueblo, así que el Gobierno debe ser del pueblo. Sin embargo, en este país la mayor parte de la clase política ni siquiera nos escucha", añadió Cortese.

Otro de los grandes movimientos que ha ayudado a movilizar las protestas es Democracia Real Ya, "una plataforma que ha unido a estudiantes, mileuristas [aquellos que ganan mil euros, antes considerado un sueldo mezquino, ahora casi valorado para los afortunados que alcanzan ese salario], trabajadores precarios, pensionistas y parados bajo una misma consigna: No somos mercancía de políticos y banqueros", según uno de sus integrantes. En este vídeo resumen alguna de sus posturas.

Estas agrupaciones han conseguido reunir más simpatizantes que la única huelga general celebrada en España el pasado 1 de mayo, que fue organizada por los sindicatos. Sin el respaldo de ningún grupo político, medio de comunicación o sindicato, por primera vez los jóvenes españoles han asumido un papel activo en la crisis para movilizar a decenas de miles de personas en más de 50 ciudades españolas.

Los jóvenes, principales afectados de esta crisis que afecta con especial seriedad a España, han despertado así de un letargo que parecía congénito a la situación de precariedad absoluta que reina. En España, 5 millones de personas se encuentran sin trabajo y casi 1,4 millones de familias tienen a todos sus miembros desempleados.

El país europeo asiste, de esta manera, a una tasa de paro que ha llegado a un récord histórico: más del 21% de la población no encuentra salida en el mercado laboral o, dicho de otro modo, una de cada cuatro personas dentro de lo que es la población activa (es decir, que está en condiciones de trabajar) no tiene perspectivas de encontrar un empleo.

Las cifras se han vuelto en contra del Gobierno del José Luis Rodríguez Zapatero, que en esta última legislatura ha realizado lo que ha sido considerado un "tijeratazo", en sintonía con su decisión de disminuir la inversión pública "cueste lo que cueste". Por ello, realizó una reforma laboral que abarató el despido, rebajó el sueldo a los funcionarios, congeló las pensiones, subió los impuesto del IVA y del tabaco, recortó 6 mil millones de euros de la inversión a las obras de infraestructura, limitó las ayudas por dependencia y discapacidad e impulsó una reforma de las pensiones que atrasa la edad de jubilación de los 65 a los 67 años.


* Artículo publicado el 18-05-2011 en el portal de noticias Infobae América

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Macri logra un triunfo contundente en las elecciones legislativas de Argentina

El presidente de Argentina, Mauricio Macri, ha reforzado de manera inédita su capital político tras las elecciones parlamentarias que se ...